Ha mort Domingo Ortolà Pla, “Mingo”

mingo1mEra una persona compromesa políticament i sindical des de la seua joventut .

El dissabte 18 de juliol va morir en un accident de cotxe Domingo Ortolà Pla (Mingo), membre del Secretariat Nacional de STEPV – Intersindical Valenciana i responsable de l’Àrea de Salut Laboral del Sindicat. L’accident va tindre lloc a la província d’Àvila, on passava uns dies de vacances juntament amb la seua família a Hoyos del Espino, localitat natal de la seua companya.

Mingo Ortolà, natural de Dénia, nascut en 1960, havia desenvolupat una extensa tasca sindical en STEPV i ara era el responsable de l’Àrea de Salut Laboral, on estava desenvolupant una important tasca per la millora de la prevenció i protecció de la salut laboral del professorat. A més, era delegat, des de fa molts anys, de la Junta de Personal Docent de València en representació del seu sindicat. Mingo va ser una persona compromesa també políticament i social. Des de molt jove havia militat en diverses organitzacions d’esquerres com la LCR, Revolta i, més tard, en l’Espai Alternatiu, corrent integrant d’Esquerra Unida del País Valencià. Era una persona molt implicada en la defensa de les treballadores i treballadors, en la lluita per la transformació social i en contra de les desigualtats social, en la recuperació dels drets nacionals del País Valencià i en nombroses lluites i moviments socials.

El caos presupuestario Pedro Montes

La confusión que existe sobre la situación presupuestaria y la orientación de la política fiscal no desmerece, forma parte y completa el gran desbarajuste que existe sobre la  crisis y la política económica del Gobierno. Pocas veces la desinformación y el desconcierto han conformado un magma tan indescifrable. A estas alturas, se pronostica que el déficit público en 2009 registrará un aumento enorme y alcanzará un nivel inédito, que se  evalúa en el 10% del PIB, frente al 3,8% del año pasado. De no corregirse, se está cebando una bomba de relojería en el marco de una crisis internacional que ha acrecentado las dificultades de financiación, aunque fuera de esto poco más se sabe. Las grandes partidas de los ingresos, IVA, IRPF e impuesto de sociedades están cayendo intensamente como consecuencia del hundimiento de la actividad y el consumo.

 

Por otro lado, los gastos públicos están aumentando de manera importante, entre otras razones por cierta política fiscal expansiva, pero no es posible evaluar el monto de los gastos comprometidos, ni el grado de ejecución de dichos compromisos, ni el alcance de su impacto en la economía. A ello cabe añadir el embrollo de las medidas para hacer frente a la crisis financiera, algunas  de las cuales no implican gastos por el momento, como los avales, y otras los generan, como las ayudas a la Banca y Cajas y el salvamento de CCM, o el nuevo Fondo de rescate, pero sin estar claro a cargo de quien corren, quien los recibe y en concepto de qué.  Domina una opacidad densa, en parte propiciada por el Gobierno, cuya política para afrontar la crisis no es tal, sino una cadena de ocurrencias inconexas, improvisadas y contradictorias, que lo mismo se dirigen a subvencionar la venta de automóviles que a reducir el consumo elevando los impuestos del tabaco y la gasolina. Así es imposible evaluar la situación  y entender lo que por parte del gobierno se pretende conseguir,  lo cual, como es evidente, no es inocuo para la propia crisis.

 

En resumen, creo que actualmente nadie está en condiciones de interpretar en qué consiste la política fiscal del Gobierno. Es incuestionable que el sector público está desempeñando un papel expansivo  por la magnitud del déficit, pero no se sabe en qué medida se debe al impacto de la crisis en los ingresos y gastos públicos, lo que se suelen llamar los elementos anticíclicos automáticos del presupuesto, y en qué medida es reflejo de decisiones políticas dirigidas a combatir la crisis. Mas aún: es difícil interpretar el sentido del combate, si toca avanzar o retroceder, pues, por ejemplo, del mensaje evangélico de “id y consumir” se ha pasado sin solución de continuidad a postular la austeridad.

 

Si nos adentramos en los años siguientes, la confusión se transforma en una caja negra que no emite señal alguna sobre lo que ocurrirá y lo que pretende hacer el Gobierno. Ya veremos en otoño si con motivo del nuevo presupuesto se hace la luz. En descarga de aquél, una vez puesta de manifiesto su mayúscula incompetencia hace apenas un año a la desaceleración era exagerado llamarla crisis y la nueva ocurrencia de la designación, no para dirigir sino para ser dirigida, de la señora Salgado como ministra de Economía y Hacienda, se puede afirmar que la situación es tan compleja, si se quiere tan inmanejable, que el Gobierno sólo está en condiciones de tomar desesperadas y espasmódicas medidas, como haría alguien que no sabe nadar chapoteando en un mar agitado. Después de todo, se trata nada menos que de lograr la cuadratura del círculo: corregir el déficit público en medio de una profunda crisis.    

 

Así, parece que debe impedirse por todos los medios que el déficit siga creciendo y esto requiere aumentar los impuestos -no entramos a considerar cuáles-, pero la elevación de los impuestos es una medida que puede dañar la recuperación de la economía, lo cual tendría efectos sobre los propios ingresos públicos. También sería aconsejable estimular la demanda para impulsar la actividad, pero ¿cómo hacerlo desde el sector público sin agravar la situación de un déficit ya insostenible?  Dicho esto, la política defendida por el PP, su panacea,  de reducir los impuestos tiene el grave inconveniente de incrementar el déficit público (a menos que vaya acompañada recortes que este partido no aclara) y es ilusorio pensar que contribuya a paliar la crisis, pues ésta nada tiene que ver con una crisis de oferta o de rentabilidad sino con una crisis financiera que ha desarbolado y está destruyendo el tejido productivo.

 

Las cuestas del sector público

 

El lío es gordo, muy gordo, al punto que cuando se recuerda al presidente Zapatero alardear de la saneada situación del sector público por el buen hacer del  gobierno al manejar las recursos públicos y las ventajas comparativas que teníamos para afrontar la crisis, u otros desvaríos de parecido carácter,  es normal que todas sus declaraciones carezcan de credibilidad y el desconcierto se adueñe de los ámbitos económicos. Parece evidente que como mejor está Zapatero es callado.

 

Todo son incógnitas sobre lo que sucederá a las cuentas del sector público en el próximo futuro.  El Presidente ha declarado que su política estará dirigida a conseguir en el año 2012 el equilibrio presupuestario –¿o se trata  de la estabilidad presupuestaria con el margen del 3% de déficit?-, pero esto no pasa de ser otra ocurrencia. Primero,  porque para conseguirlo, este objetivo debiera estar encuadrado en un proyecto de actuación más general del Gobierno para lograr una determinada evolución de la economía, que no existe. Y segundo,  porque se  trata de un objetivo inalcanzable bajo cualquier supuesto razonable de política fiscal. No existe posibilidad alguna de que se produzca una recuperación de los ingresos públicos, con o sin reformas fiscales, para  anular un déficit de la magnitud del que se alcanzará este año y el siguiente.

 

Las cifras se pelean entre sí sin pudor alguno, en la vorágine de declaraciones y pronósticos que se llevan a cabo sin base alguna. Frente al objetivo de Zapatero de equilibrio presupuestario, en el cuadro macroeconómico recién elaborado por el Gobierno se recoge que el déficit público será en 2012 del 3% del PIB. Frente a la caída que recoge ese cuadro del déficit en el año 2010, del 7,9% del PIB, la OCDE lo eleva y lo sitúa en el 9.6%. El acuerdo mayoritario del Congreso, pendiente de ratificación tras el rechazo del Senado, limitando el crecimiento de los  gastos no financieros en 2010 no tiene categoría de noticia: a estas alturas, sin saber que ocurrirá a lo largo de lo que queda de este año y el próximo, algo así no pasa de ser una mera anécdota.

 

Y hasta ahora hemos hablado de cuestiones económicas, pero si introducimos también las condiciones políticas el resultado es un cambalache que no tiene interpretación alguna, en el sentido comentado de no saberse en que consiste la política fiscal del gobierno. Estando en minoría parlamentaria, necesitado desesperadamente de apoyos, sufriendo  presiones y demandas de gasto de todo tipo, actúa haciendo cabriolas y firmando acuerdos evanescentes, que añaden confusión, desconfianza e incertidumbre, reforzándose la opinión de que el país anda sin dirección política en medio de una crisis económica devastadora.

 

El lector preguntará entonces qué es lo que debería hacerse. No hay solución fácil a este embrollo, pero si hubiera que aconsejar a un gobierno del PSOE o del PP, que a los efectos de estos asuntos económicos es prácticamente lo mismo, y conociendo los intereses supremos que deben garantizarse, los emplazaría a lo siguiente: hay que procurar  que las secuelas de la crisis no generen  un grado tan agudo de desesperación  que haga prender las llamas del conflicto social y político. Para ello es necesario incrementar los gastos sociales de protección y redistribución e impulsar reformas progresivas de los impuestos. Los sacrificios exigidos a los poderosos y acomodados son pequeña cosa,  por molesta que sea,  comparada con los riesgos de que todo se vaya al traste. Hay mucho camino por recorrer, pues los  gastos sociales en relación con el PIB están siete puntos por debajo de la media de la UE, y muchas situaciones dramáticas que aliviar, pues más de cuatro millones de parados sin esperanza son muchos parados.

 

*Pedro Montes es economista

El suicidio político del gobierno Tripartito de Catalunya.

La aprobación de la LEC y rechazo de la ILP sobre transgenicos: crónica del suicidio político del gobierno Tripartito de Catalunya per Jaume Botey, Miguel Candel, Rosa Cañadell, Ramón Franquesa, Eduardo Luque, Miquel Riera y Diosdado Toledano, miembros de FARGA (Forum anticapitalista de reflexió y generació d’alternatives)

 

 

 

 

 

 

 

  Los mismos representantes políticos que en las sucesivas citas electorales desde 2006 en Catalunya (1) se lamentan sobre la desafección ciudadana ante las urnas y llaman a reflexionar sobre sus causas y a poner solución.., nos dieron la semana pasada dos actuaciones sumamente esclarecedoras de por donde marchan sus remedios y nos ofrecen pistas elocuentes sobre las causas del absentismo electoral, la desmovilización social, la desconfianza generalizada hacia los políticos, y sobre el malestar creciente que se acumula y extiende por todas partes aunque no encuentre todavía un referente político, social y ético que lo exprese, organice y movilice.

 

En medio del derrumbe de los mitos del libre mercado, en plena crisis económica del sistema capitalista internacional, cuando la “mano invisible” nos muestra su capacidad destructora, los gobernantes del PSC aplicando disciplinadamente la llamada “agenda o estrategia de Lisboa” (2), impulsaron el proyecto de nueva “llei d’Educació” (3), Llei que ha sido aprobada el pasado 1 de Julio en el Parlament de Catalunya con los votos favorables de PSC, ERC, CIU a su totalidad y el voto parcial de la Coalición ICV-EUiA (4).

 

El conseller del PSC Ernest Maragall ha construido con la LEC la autopista para la ofensiva de las políticas de derecha que se anuncian como salida a la crisis económica: “contrarreforma laboral”, “contrarreforma de las pensiones para 2010/2011”, recorte de salarios, recorte de gastos sociales, extensión de los procesos de privatización a otros servicios públicos, por consiguiente pérdida de derechos sociales, creciente amenaza sobre los derechos políticos y las libertades…

 

No es casualidad que en poco tiempo se haya producido tal condensación de hechos políticos: rebaja de impuestos a los ricos de Catalunya (a pesar de los problemas de financiación del presupuesto..), aplicación del plan Bolonia a espaldas del movimiento real de estudiantes y enseñantes, utilización de la “pedagogía” de las porras contra los disidentes, discurso del President Montilla ante los círculos de la patronal glosando las ventajas de la “contrarreforma laboral”, autorización de ERES y regalos sistemáticos a la Banca y grandes empresas multinacionales, aprobación de la LEC para gozo y disfrute del lobby de la enseñanza privada-nacional-religiosa en Catalunya, y para redondear y que nadie piense que se dejan cosas al azar se enmienda en el Parlamente la totalidad de la ILP sobre transgénicos que contaba con 105.000 firmas de apoyo el pasado 2 de julio….

 

Así pues cabe interrogarse sobre qué tripartito nos gobierna en la práctica. ¿El del PSC+ERC+Coalición ICV-EUiA cuando se golpea a los estudiantes que se movilizan contra el Plan Bolonia?, ¿el del PSC+ERC+CIU que aprueba la totalidad de artículos de la reaccionaria LEC?, ¿el de PSC+CIU+PP que rechaza la ILP contra los transgénicos…?. Una observación  surge inquietante, el PSC aparece como “pal de paller” en todas las combinaciones tripartitas…

 

Insensibles ante las aspiraciones y necesidades de la mayoría ciudadana trabajadora, emigrante, femenina, ecologista, joven y pobre.  Con actitud prepotente ante las sucesivas huelgas y manifestaciones de enseñantes y estudiantes contra la LEC. De espaldas a las demandas de todos los sindicatos, incluso de los que han dado pruebas de tanta moderación pactista y servidumbre, el gobierno tripartito bajo el férreo control del partido mayoritario PSC y de su Presidente Sr. Montilla prosigue firme  y resuelto su andadura hacia el precipicio social, político y electoral.

 

Podemos tener dudas sobre cuales serán los efectos de ese desastre sobre el futuro del PSC dada su “flexibilidad” programática y de alianzas… Pero no hay que ser visionario para anticipar el descalabro que se cierne sobre los socios minoritarios del gobierno tripartito…

 

En efecto, ERC y la Coalición ICV-EUiA han ejecutado directamente   o han sido cómplices de las políticas socialliberales aplicadas por el gobierno tripartito. Cuando por la presión de la calle y de sus bases más críticas tienen que modular su discurso, desmarcarse con la “boca pequeña”, o como en el caso reciente de la LEC la Coalición ICV-EUiA escenifica un gesto de oposición parcial en la votación de dicha de Llei en el Parlament, ya no consiguen convencer porque han perdido la credibilidad.

 

Cuando ERC y la Coalición ICV-EUiA juegan a una “oposición de salón”, su eficacia es nula y solo producen un efecto de estupor e incredulidad entre la ciudadanía que se pregunta: ¿Porque continuáis en un gobierno donde el socio mayoritario os impone políticas con las que estáis en desacuerdo, al punto que votáis públicamente en contra? ¿Acaso permanecéis en él porque defendéis intereses inconfesables aunque sobradamente conocidos?

 

En tales condiciones, seguir formando parte de ese gobierno solo estimula la desafección ciudadana, desmoraliza la base social de izquierda, dificulta la organización de la movilización social contra las consecuencias de la crisis y las políticas antisociales, y retrasa la recomposición o refundación de la izquierda transformadora, sobre nuevas bases programáticas y formas organizativas y de funcionamiento que necesita la clase trabajadora y la ciudadanía de Catalunya

 

La clase trabajadora de Catalunya, los ciudadanos/as necesitan otro gobierno muy diferente del “tripartito”: un gobierno verdaderamente de izquierdas, que impulse un programa de acción  que vaya a la raíz de las causas de la crisis, que adopte medidas urgentes para poner la economía, recursos, medios y riquezas al servicio de las necesidades de la gran mayoría social ciudadana, trabajadora y pobre, que distribuya la riqueza y el trabajo de manera equitativa entre todos, que defienda y amplíe los derechos sociales y políticos y por tanto que recupere, desarrolle y refuerce los servicios públicos en salud, educación (y por tanto decrete la anulación de la LEC), vivienda, transporte, que adopte medidas enérgicas para restablecer el equilibrio ecológico y prohíba los transgénicos, desmantele la industria nuclear, etc. Un gobierno que emprenda con valentía y el apoyo popular la vía de la ruptura con el capitalismo y la construcción de una sociedad socialista, libre, solidaria y autogestionaria.

 

El gobierno “Tripartito” ha muerto, es la hora de la lucha, la movilización, del debate y la construcción de nuevas alternativas de liberación.

 

5 de julio  2009

 

 

Notas:

 

(1)  En las recientes elecciones europeas se ha incrementado notablemente la “desafección” de la ciudadanía en Catalunya, la suma de abstención, voto blanco y nulo son 5,5 puntos más que la media en el resto del estado. También son más de 5 puntos respecto de las elecciones europeas del2004.

 

(2)    La “Estrategia de Lisboa” es la denominación del conjunto de acuerdos de orientación neoliberal alcanzados en marzo de 2000 en la cumbre del Consejo Europeo de la UE en la ciudad  de Lisboa.

 

(3)  Ver descripción y valoración efectuada por la USTEC de dicha Ley en su web: http://www.sindicat.net/vaga/1j/comu0107.php

 

(4)  La Coalición ICV-EUiA votó en contra de 2 títulos especialmente inaceptables de la LEC (una veintena de artículos de un total de 204 que componen dicha Ley). PP y Ciutadans votaron contra el conjunto de la LEC….

La alargada sombra del Mossad. Vivir arrodillados: el Parlamento español al servicio de los grandes poderes. Salvador López Arnal.

En total, 329 a favor de la contrarreforma, a favor de combatir la justicia universal, a favor de la impunidad y la ignominia; 9 votos a favor, y 6 abstenciones, 5 del PNV y una del PSOE ausentes.

 

El Congreso de diputados del Reino de España, esa Monarquía falsaria de Borbones y opusdeístas que envía al futuro Rey español a conversar con el presidente Uribe, uno de los responsables políticos que con más méritos figura en la historia universal de la infamia, mientras los hooligans empresariales españoles lanzan proclamas satisfechas para su reelección indefinida, ese congreso decía, esa instancia supuestamente democrática y representativa de la voluntad general de la ciudadanía española, firmó ayer, 25 de junio de 2009, como ha señalado Luis Calvo en Público, “el certificado de muerte de la justicia universal para los tribunales españoles”. A partir de ahora, los jueves españoles sólo podrán abrir una causa penal cuando los responsables de la causa se hallen en territorio español, se demuestre una conexión relevante con España o existan víctimas españolas, con el añadido que si en otro “país competente” o bien “en el seno de la tribunal internacional” existe un proceso abierto, e proceso español quedará sobreseído provisionalmente. Gaspar Llamazares, esta vez sí, lo expresó con claridad y distinción: “Hoy [ayer, también hoy] es un día triste para la justicia universal y los derechos humanos. Hoy es un día triste para todas las víctimas, para las palomas. Hoy solo brindarán con champán los halcones de Guantánamo o Gaza”. Joan Herrera, de ICV, esta vez también, le aplaudió. Casi en solitario.

 

Como la infamia es aléfica, inconmensurable, vale la pena recordar el resultado de la votación parlamentaria. Votaron a favor de la limitación, votaron a favor de la (contra) reforma judicial: los diputados de esa moneda de dos caras llamada PPSOE; los de CiU, con un Duran i Lleida cada día más en la derecha-derecha emulando las andanzas de Andreotti y su democracia (anti)cristiana; UPN, tan rancia y antiespañola como siempre, y UPyD, ese partido de extrema derecha españolista, aupado y apoyado por conocidos intelectuales españoles que dicen ser de izquierdas e ilustrados. Votaron en contra: ERC, BNG, NaBai, IU e ICV (un diputado del PP, por error, votó también en contra).

 

En total, 329 a favor de la contrarreforma, a favor de combatir la justicia universal, a favor de la impunidad y la ignominia; 9 votos a favor, y 6 abstenciones, 5 del PNV y una del PSOE que constaban como ausentes. ¿Representa esta votación la voluntad de  ¿Representa esta votación la voluntad de la ciudadanía española? ¿Es posible creerlo? ¿Es siquiera pensable?.

 

Si alguien después de ello, si algún diputado, senador, cuadro, dirigente, militante o votante del PSOE, mal o bienintencionado nos dice o dice que su partido tiene algo que ver, por remoto y escuálido que ese algo pueda ser, con la izquierda, ríanse, ríanse, con todas sus fuerzas y con insoportable dolor en el esófago. ¿Alcaldesas tránsfugas que se incorporan a un gobierno porque representa muy bien su sensibilidad de izquierdas? Por favor…¡Qué risa, tía Felisa!

 

Si alguien, añado, les hablara alguna vez del republicanismo del primer ministro Zapatero y de su proyecto regenerador de la vida pública española, no se contengan, disparen contra el pianista todos los tomates que estén a su alcance. Todos, no dejen ni uno tirado en el suelo. No debería ser esa su ubicación.

 

Ni que decir tiene que la causa última de la reforma es la promesa del ministro de Exteriores español, el señor Moratinos, a la que fuera su homóloga de extrema derecha del gobierno racista de Israel. Ella misma lo anunció públicamente en un descuido (o en una demostración de poder, de voluntad de poder): inminencia de la reforma judicial española. ¿Investigar el ataque de su ejército en julio de 2002 a la población indefensa de Gaza? Pero, ¡qué se habrán creído! ¡Sabrán acaso con quien se juegan los cuartos, las armas y las exportaciones! Pinochet, Franco, Somoza, Sukarno, y sus afines ríen, escupen, bailan sudorosos y alegres en tus tumbas y palacios. Nadie les tose, nadie les toserá, nadie limitará en un ápice su despotismo. Mientras tanto…, ¡ay!, mientras tanto, /los negros que sacan las escupideras,/los muchachos que tiemblan bajo el terror pálido de los directores,/las mujeres ahogadas en aceites minerales,/la muchedumbre de martillo, de violín o de nube, /ha de gritar aunque la estrellen los sesos en el muro, / ha de gritar frente a las cúpulas/ ha de gritar loca de fuego/ ha de gritar loca de nieve,/ ha de gritar con la cabeza llena de excremento/ ha de gritar como todas las noches juntas.

 

Porque queremos, dijo el poeta, el pan nuestro de cada día, y flor de aliso y perenne ternura desgranada. Porque queremos, insistió, que se cumpla la justa voluntad de la Tierra que desea dar sus frutos para todos.

 

Salvador López Arnal en Kaos en la Red

HONDURAS AISLADO, LA RESISTENCIA INTERNA CRECE

Con la resolución aprobada hoy, 30 de junio, por aclamación en la Asamblea General de Naciones Unidas, de condenar el golpe de Estado en Honduras y exigir la inmediata e incondicional restauración del Gobierno constitucional del presidente Manuel Zelaya, se profundiza el aislamiento internacional del gobierno de facto de Roberto Micheletti, que intenta imponer su control del país a la fuerza.

 

El proyecto de resolución fue presentado por 10 países latinoamericanos, a los que se sumaron luego Estados Unidos, Canadá y Colombia, luego de que se aceptara varias enmiendas, incluyendo una que expresa un “decidido respaldo” a los esfuerzos regionales de organismos como la OEA para resolver la crisis.

 

Esta resolución se suma a las del Sistema de Integración Centroamericana (SICA), que sella las fronteras con su vecino durante 48 horas, de la OEA, del ALBA, del Grupo de Río y de la Unión Europea, entre otros. Ningún gobierno extranjero ha reconocido el régimen de facto.

 

Al interior de Honduras, entre tanto, éste está lejos de haber asegurado el control. En las distintas zonas del país existe una situación de insurgencia que va en aumento, frente a la cual la respuesta ha sido un incremento de la represión. Las fuerzas militares desalojaron a la fuerza, en la tarde de ayer, a unos 50 mil protestantes que impedían, desde hace dos días, a las nuevas autoridades entrar al palacio de gobierno, dejando un saldo de decenas de heridos/as y unos 25 ordenes de captura.

 

En la tarde de hoy se han realizado grandes manifestaciones pacíficas en la capital y otras ciudades del país. La gente se está movilizando también del interior del país hacia la capital para reforzar las protestas, y ello a pesar del bloqueo informativo y de las carreteras.

 

Esta mañana, el frente en Defensa de la Democracia, afín a los grupos que lideran el golpe, convocó a un plantón en el Parque Nacional de la capital, para respaldar al gobierno de facto, donde participaron entre otros funcionarios públicos y trabajadores de varias empresas.

 

Entre tanto, la población del país enfrenta un bloqueo total de información. Desde las primeras horas del golpe, el día 28, se suspendió por varias horas el suministro eléctrico y servicio telefónico. Varios medios de comunicación independientes han sido intervenidos y sus equipos secuestrados. Se suspendieron las transmisiones de los canales 8 y 36 y de varias radios comunitarias. Algunos periodistas han sufrido atropellos y amenazas.

 

Mientras tanto, los medios afines al nuevo régimen han dejado al país totalmente desinformado. Unos pocos medios, sobre todo en provincias, comienzan a informar sobre lo que está sucediendo. Según un editorial del diario El Tiempo de Honduras: “nunca se había sufrido en Honduras una violación tan profunda y masiva de la libertad de expresión, debido a la intervención gubernamental, ni en las más oscuras épocas de franca dictadura, y que ahora encierra a la sociedad hondureña en una auténtica burbuja, lo cual constituye un caso incuestionable del protagonismo del ‘latifundio mediático’, en su condición de actor consustancial del golpe de Estado”. Por su parte, la Sociedad Interamericana de Prensa –SIP- emitió ayer un comunicado denunciando las limitaciones a la labor de la prensa y pidiendo el “respeto irrestricto a la libertad de expresión”. Pero nada dice de la flagrante violación al derecho de la población hondureño de estar informada sobre lo que sucede en su país, ni de la confiscación de su derecho de ser consultada en una encuesta de opinión.

 

La resistencia interna se organiza

 

Wendy Cruz, de la Vía Campesina en Honduras, en respuesta a una entrevista realizada hoy por escrito por Igor Ojeda, del periódico brasileño Brasil de Fato, comenta que el golpe al Presidente Manuel Zelaya se debe, justamente, a que “decidió consultar al pueblo hondureño si deseábamos ser consultados para que el pueblo decidiera si se instalaba una Cuarta Urna en las próximas elecciones del mes de noviembre próximo…. por darle participación real al pueblo fue que le dieron golpe de Estado los grupos de poder de este país”. A continuación sus respuestas.

 

- ¿Quiénes son los protagonistas del golpe?

 

- Los grupos de poder económico del país. Este ha sido monopolizado por trece familias, como los Kafati, Ferrari, Facuse, Villedas, Larach, Rosental entre otros.. Este grupo de poder tiene secuestradas todas las instituciones del Estado e incluso tienen a su orden a la Corte Suprema de Justicia y al Congreso Nacional de la República… Para que mires como proceden: hacia mediodía de este martes 30 de Junio, la Corte Suprema ha emitido 25 ordenes de captura y enjuiciamiento para los principales líderes populares, entre ellos Rafael Alegría, Carlos H. Reyes, Berta Oliva, Juan Barahona y Andrés Pavón.

 

Asimismo, denunciamos al Comisionado de los Derechos Humanos, Dr. Ramón Custodio, que en vez de estar defendiendo al Golpista Roberto Michelleti Bain, debería estar defendiendo al pueblo hondureño que exige que no se viole nuestra democracia.

 

- La justicia hondureña ayudó a fomentar el golpe. ¿Por qué? ¿Quién la controla?

 

- Ellos trataron de parar la Encuesta con órdenes judiciales de la Corte Suprema de Justicia y Recursos de Amparo del Ministerio Público, pidiendo nulidad, órdenes que nuestro Presidente no tenía que acatar ya que la encuesta es legal en el marco de nuestra Ley de Participación Ciudadana.

 

- ¿Cómo se explica el hecho de que incluso miembros del partido del presidente hayan apoyado al golpe?

 

- Porque este partido, o sea el Liberal, está dividido en varios grupos, y los que se oponen son los grupos de los candidatos de los grupos de Poder, como Roberto Micheletti, Elvin Santos (actual candidato).

 

- La mayoría de las fuerzas sociales del país está con Zelaya. ¿Por qué?

 

- Todos los movimientos sociales estamos apoyando al Presidente Zelaya, no porque seamos de su partido, sino porque creemos que debemos derrotar ese modelo económico neoliberal que no permite a los pueblos la libertad de decidir sus propias políticas de desarrollo, y si no hacemos cambios sociales, imposible de lograrlo. Y nuestro Presidente ha querido abrir esta brecha para que los pueblos logremos nuestra emancipación.

 

- ¿Qué medidas vienen siendo tomadas por él?

 

- Las medidas que han sido tomadas son no seguir privatizando los recursos del Estado hondureño, por ejemplo, la Empresa de Energía Eléctrica (ENEE), la Portuaria, el sistema de salud entre otros.

 

- ¿Cómo está la situación en Honduras? ¿Hay represión?

 

- La situación es crítica. Estamos viviendo en una constante zozobra de represión, de toques de queda, el no permitir el libre tránsito a las personas que vienen del área rural, la libre expresión. Hoy la Corte Suprema de Justicia ha emitido 25 órdenes de captura y enjuiciamiento contra líderes populares. En la manifestación del día de ayer, de más de 50 mil personas, nos reprimieron para desalojarnos a la fuerza, tirándonos bombas lacrimógenas, hiriendo a más de 50 personas, algunos con armas de fuego.

 

- La convocatoria de una Asamblea Constituyente es una demanda histórica de los movimientos sociales ¿Por qué?

 

- Porque se ha mantenido sometido al país por 100 años en el bipartidismo y han manipulado la “democracia” a su favor, donde pareciera que fuera un traspaso de herencia ser diputados/as, ocupar cualquier cargo en el Estado hondureño. Convencidos/as que esta “democracia” es una falacia dirigida por los grupos de poder económico del país, los movimientos sociales exigimos que se haga una nueva Constitución de la República donde todos los sectores de la sociedad hondureña podamos estar representados en forma real.

 

- ¿Cuáles serían las bases de una nueva Constitución, y por qué los protagonistas del golpe la temerían?

 

- La base sería que sea elaborada desde los diferentes sectores de la sociedad hondureña, donde estuviera representada por campesinos/as, indígenas, negros, jóvenes, mujeres, sindicalistas, obreros, empresarios entre otros grupos. Le temen porque saben que el pueblo hondureño no está dispuesto a seguir bajo el yugo de la oligarquía hondureña… Habrían podido tenernos marginados por un tiempo, pero ahora exigimos que queremos ser consultados/as de todo lo trascendente que se dé en el país. Este grupo golpista ha venido durante muchos años a través del Congreso Nacional manteniendo su status quo y hoy lo miran en un eminente peligro.

 

- ¿Creen que hubo la participación de EEUU en el golpe?

 

- Realmente no sabemos con exactitud aun, si han estado empujando este fatal golpe a los hondureños/as.

 

Fuente:PortalAlba- Alternativa Bolivariana para América Latina y El Caribe